David Calle, el youtuber nominado al Nobel de los maestros

  • Cultura

David Calle, el youtuber nominado al Nobel de los maestros

David Calle tiene 700.000 subscriptores en su canal de YouTube. Foto: YouTube
David Calle tiene 700.000 subscriptores en su canal de YouTube. Foto: YouTube

Se llama David Calle y si aún eres estudiante es posible que hayas visto alguno de sus videos. Y es que se estima que cerca de 30 millones de alumnos han asistido al menos una de sus clases virtuales. Con tal bagaje, no sorprende que este ingeniero de telecomunicaciones madrileño se haya convertido en toda una estrella en Internet gracias a su canal en YouTube, Unicoos, donde cuelga lecciones de ciencia y matemáticas.

Su proyecto comenzó en 2011 y desde entonces se ha convertido en uno de los canales educativos en español más importantes del mundo con 700.000 subscriptores y más de 100 millones de visualizaciones. Unos números que le han valido para ser incluido entre los 50 nominados mundiales al Global Teacher Prize, o lo que es lo mismo, el Nobel de los maestros.

Su afán por la educación comenzó mientras estudiaba en la universidad. En aquel entonces, Calle se sacaba un dinero dando clases de refuerzo escolar en una academia convencional. Pero en muchas ocasiones sus horas lectivas no eran suficientes para explicar a sus estudiantes todo lo que necesitaban. Este contratiempo le hizo plantearse abrir su propio espacio en Internet con la intención de resolver todas esas dudas que quedaban pendientes.

Clases divertidas con ejemplos cotidianos

Pero en realidad fue su mujer quien le dio la idea de grabar sus lecciones en YouTube. Al principio, y por miedo a la vergüenza, David no quería salir en los videos. Además, apenas sabía de edición o redes sociales. Tras darle muchas vueltas, finalmente decidió lanzarse a la piscina. Actualmente ya lleva publicadas alrededor de 700 clases.

Por medio de pequeños videos de unos diez minutos de duración David explica de forma amena y divertida cuestiones relacionadas con las matemáticas y las ciencias, asignaturas que se les atragantan a muchos estudiantes. Todo lo que cuelga en su canal y en su academia digital es gratuito. De esta manera es capaz de echar una mano a todos aquellos que puedan necesitarlo. Asimismo, contesta las preguntas de sus alumnos diariamente, unas 100 cada jornada, a través de comentarios y correos electrónicos.

Para conseguir que sus explicaciones calen en los más jóvenes realiza los ejercicios utilizando como ejemplos situaciones reales. Así ofrece a las complicadas fórmulas, ecuaciones o reacciones químicas un cariz mucho más cercano. Y para hacerlo más atractivo engalana sus clases con clips de películas, bromas o los últimos trending topics.

La clave del éxito: no rendirse jamás

Pero su voluntad educativa no se queda aquí, sino que al mismo tiempo trata de enganchar a sus usuarios alentándoles a creer en sus posibilidades, mantener su esfuerzo y no tirar nunca la toalla. A raíz de ello publicó su propio libro, titulado “No te rindas nunca”, donde explica que la vida no se basa en alcanzar resultados excepcionales, sino en tratar de dar lo mejor de cada uno en todo momento.

Su particular visión de la educación le ha convertido en una rara avis dentro del ranking de nominados. A ello se le une que su carrera profesional tampoco es que haya sido como la del resto, ya que en realidad David dejó las clases de refuerzo escolar para trabajar como ingeniero de telecomunicaciones.

Pero todo cambió cuando con 30 años se quedó sin empleo. Fue entonces cuando decidió volver a dar clases. Y lo que pensaba que iba a ser un trabajo temporal terminó siendo su auténtica vocación, por lo que un par de años después abrió su propio centro en uno de los barrios de las afueras de Madrid.

Su grado de reconocimiento ha ido in crescendo con el paso de los años y de las visualizaciones. En 2014 su web fue elegida por la Fundación Telefónica como una de las 100 Mejores innovaciones educativas del mundo y en 2015 fue elegido por Google como el canal de mayor impacto social. A finales del año pasado fue galardonado con el Premio Bitácoras al youtuber del año, y ahora podría llevarse la tercera edición del Global Teacher Prize, cuyo ganador se dará a conocer el próximo mes de marzo.