España y México celebran 40 años de relaciones diplomáticas

  • Economía

España y México celebran 40 años de relaciones diplomáticas

Proyecto de la terminal del nuevo aeropuerto internacional de la Ciudad de México, construida por el consorcio del Grupo Carso, una corporación en la que participan Acciona y FCC. Foto: Acciona.
Proyecto de la terminal del nuevo aeropuerto internacional de la Ciudad de México, construida por el consorcio del Grupo Carso, una corporación en la que participan Acciona y FCC. Foto: Acciona.

España y México gozan más que nunca de unas extraordinarias relaciones políticas y económicas. Un vínculo que comenzó en 1977 y que se ha reforzado con la firma de nuevos tratados bilaterales entre ambos gobiernos, con motivo de la celebración del 40º aniversario del inicio de los contactos diplomáticos entre ambos países.

El mejor ejemplo de las buenas relaciones es que las multinacionales españolas siguen expandiéndose en el país azteca y participando en nuevos proyectos comerciales. La inversión bruta de España en México supera los 2.500 millones de euros en los últimos 2 años y las perspectivas indican que esta tendencia continuará incrementándose. Hoy por hoy, España es el segundo mayor inversor en el país, tras los Estados Unidos.

La XII edición de la Comisión Binacional España-México, que también cumple su cuadragésimo aniversario, trajo consigo el pasado mes de abril la firma de 6 textos diplomáticos que certifican una renovada etapa de relaciones entre los dos países. Allí se acordó un nuevo convenio sobre transporte aéreo entre los Estados Unidos Mexicanos y el Reino de España, además de un convenio de colaboración entre ICEX España Exportación e Inversiones y ProMéxico, un entendimiento en disciplina académico-diplomática, un tratado acerca de la protección al consumidor y la cesión de la Casa Buñuel.

Aunque el más destacado de todos los tratados es, probablemente, el convenio de colaboración en materia laboral, cuyo objetivo es fortalecer los nexos históricos y culturales entre ambos países, así como incrementar el intercambio técnico y de información en los ámbitos de la defensa de los derechos de los trabajadores, migraciones laborales, desarrollo de habilidades y estabilidad en el empleo. Además, este acuerdo promueve la generación de empleo digno y la protección social en todas las relaciones laborales, así como la cooperación en el desarrollo económico y social.

Las empresas españolas apuestan por México

Las compañías españolas tienen una importante presencia en México y destaca su participación en sectores como la producción de energía, la banca, el transporte, la construcción o la hostelería.

En la actualidad, están desarrollando en el país proyectos de gran transcendencia, como la construcción de centrales de generación de energía, por parte de Iberdrola  y Elecnor, que serán claves para la Reforma Energética Mexicana. No hay que olvidar que Iberdrola es el mayor productor de electricidad privado de México con más de 5.400 MW en operación y que ofrece servicio a 20 millones de personas. La empresa acordó en 2015 con la Comisión Federal de Electricidad desarrollar conjuntamente proyectos e inversiones por valor de más de 5.000 millones de euros hasta 2018.

En materia de infraestructura,  también destaca la nueva terminal del Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México, construida por el consorcio del Grupo Carso, una corporación en la que participan Acciona y FCC. La obra está valorada en más de 3.900 millones de euros y cuenta con un plazo de ejecución de 44 meses. Su diseño consiste en la cimentación de un edificio de 743.000 metros cuadrados de superficie, repartidos en cuatro plantas en una parcela de 4.430 hectáreas.

Esta instalación dará servicio a unos 68 millones de pasajeros al año y se erigirá siguiendo un diseño en forma de equis realizado por los arquitectos Norman Foster y Fernando Romero. La estructura combinará vanguardia arquitectónica, sostenibilidad y funcionalidad

En cuanto a turismo y hostelería, Barceló Hotel Group, ha iniciado una serie de reformas en 12 de sus principales hoteles del Caribe, incluyendo 7 de sus instalaciones mexicanas. Para conseguirlo invertirá más de 100 millones de euros. La compañía espera que los hoteles vuelvan a abrir sus puertas con el inicio de la temporada alta del Caribe.

Barceló, que ya cuenta con una cartera de 21 hoteles en el país azteca y otros 20 repartido por el resto de América Latina, pretende llevar a cabo una fuerte expansión en México duplicando su presencia hasta alcanzar los 40 alojamientos. Todo con el fin de potenciar su modelo de negocio y apuntalar su presencia en un mercado clave para su diversificación comercial.

Con todos estos proyectos y planes de inversión se confirma la destacada presencia española en México, que continuará con una importante expansión firmemente comprometida con el destino del país latinoamericano.