España seduce al sultanato de Omán. EL MUNDO

  • España en los Medios

España seduce al sultanato de Omán. EL MUNDO

La marca España puja fuerte en la corte de Omán, una tierra desconocida y apacible que desde hace 47 años gobierna el sultán Qaboos. Un estratégico país de 4,5 millones de almas que, plantado en un rincón de la Península arábiga, tiende puentes entre los enemigos Arabia Saudí e Irán mientras vigila las fronteras con su vecino más pobre, Yemen, donde ambos libran una encarnizada batalla por la hegemonía regional.

Un ejercicio de equilibrismo que el sultanato también ejerce en una economía que aún digiere la indigestión de su histórica adicción al petróleo y su enorme déficit fiscal. «La vida está llena de desafíos», replica a MERCADOS Jaled bin Hilal al Mawali, presidente del Consejo de la Shura, el Parlamento omaní. «Como el resto de países miembro del Consejo de Cooperación de Golfo, hemos tenido hasta ahora una alta dependencia al gas y el petróleo. Hasta hace muy poco, más del 80% de nuestros ingresos procedía de este sector. La brusca caída del precio del crudo ha tenido un impacto muy duro», confirma el político, figura destacada de una de las monarquías absolutas más personalistas de Oriente Próximo.