El satélite puede tomar más de 100 imágenes diarias tanto diurnas como nocturnas, con independencia de las condiciones meteorológicas.

PAZ: un nuevo hito en la innovación espacial española

El pasado 22 de febrero se lanzó desde la Base Aérea de Vandenberg (California) el satélite PAZ, que permite a España - por primera vez y de forma autónoma- contar con un sistema radar capaz de tomar unas 100 imágenes diarias.
07/03/2018

España se ha convertido en el tercer país europeo con capacidad de observación de la superficie terrestre vía satélite. Este hito se producía el pasado 22 de febrero, cuando el cohete Falcon 9 de la empresa norteamericana SpaceX ponía en órbita con éxito el satélite PAZ desde la Base Aérea de Vandenberg (California).

Con PAZ, España cuenta por primera vez y de forma autónoma con un sistema radar capaz de tomar unas 100 imágenes diarias de hasta un metro de resolución de la superficie terrestre. Construido por Airbus, se trata de un logro de la empresa española Hisdesat, que ha contado con la colaboración de 18 empresas, tres universidades y el Ministerio de Defensa a través del Instituto Nacional de Técnica Aeroespacial (INTA).

Aplicaciones militares, civiles y de defensa del medio ambiente

El satélite cumplirá una doble misión. En el terreno militar, desarrollará funciones de cartografía de alta resolución o control fronterizo, verificación de tratados internacionales o simulación de operaciones militares.

Sin embargo, dado que el satélite es capaz de observar la Tierra en cualquier situación climatológica, también jugará un papel relevante para evaluar catástrofes, controlar la ocupación del suelo, planificación de infraestructuras…

A partir de ahora, a PAZ le queda por delante una vida útil de unos siete años en los que cubrirá un área de más de 300.000 kilómetros cuadrados al día, dará 15 vueltas diarias a la Tierra y cubrirá el globo con un tiempo medio de revista de 24 horas. Un futuro apasionante y lleno de retos que coloca a España en la vanguardia espacial.