Los jóvenes, motor de la estabilidad y el desarrollo en el Mediterráneo

  • Sociedad

Los jóvenes, motor de la estabilidad y el desarrollo en el Mediterráneo

El Secretario General de la Unión por el Mediterráneo, Fathalla Sijilmassi, y la copresidenta de la entidad, Rosa María Gili, posan con los jóvenes que han participado en la reunión en la segunda jornada del foro de la Unión por el Mediterráneo, celebrada en Barcelona. EFE/Toni Albir. (EFE)
El Secretario General de la Unión por el Mediterráneo, Fathalla Sijilmassi, y la copresidenta de la entidad, Rosa María Gili, posan con los jóvenes que han participado en la reunión en la segunda jornada del foro de la Unión por el Mediterráneo, celebrada en Barcelona. EFE/Toni Albir. (EFE)

Barcelona acogió,el 23 y 24 de enero, el II Foro Regional de la Unión por el Mediterráneo (UpM), un encuentro diplomático de alto nivel cuyo objetivo ha sido reforzar la agenda común para el desarrollo y estabilidad de las regiones del Mediterráneo.

El foro reunió en el Palau Reial de la ciudad condal a 60 ministros y representantes de Exteriores de los 28 países miembros de la Unión Europea y de 15 países de la costa sur del Mediterráneo bajo el epígrafe 'El Mediterráneo en acción: los jóvenes, motor de la estabilidad y el desarrollo'.

La inauguración del evento estuvo presidida por el ministro de Asuntos Exteriores y de Cooperación, Alfonso Dastis; la alta representante de Asuntos Exteriores y Política de Seguridad de la UE, Federica Mogherini, y el ministro de Exteriores de Jordania, Ayman al Safadi, que ejerce la presidencia de turno del Foro.

Durante el encuentro, se llevaron a cabo distintas sesiones en las que se trataron asuntos de gran transcendencia para la zona. La situación en Siria y en Libia, el proceso de paz en Oriente Medio, la crisis de los refugiados o la amenaza del terrorismo yihadista -cuestiones en las que España ha centrado sus esfuerzos diplomáticos- han sido algunos de los temas que han abordado los ministros y diplomáticos.

Este foro internacional también ha incidido en la necesidad de impulsar una mayor integración de la orilla sur del ‘mare nostrum’ mediante proyectos que permitan el desarrollo humano en la región. Así, el empleo para los jóvenes, el papel de las mujeres, las energías renovables o la movilización de recursos básicos han centrado estos debates.

Inversión y desarrollo, la base de la paz

Invertir en desarrollo es hacerlo en la paz y la estabilidad”, aseguró el jefe de la diplomacia española, Alfonso Dastis, en la inauguración de este foro internacional, al tiempo que ha pedido “responder a las causas de la migración y no sólo a sus consecuencias”.

El embajador en Misión Especial para Asuntos del Mediterráneo del Ministerio de Asuntos Exteriores y Cooperación, Gabriel Busquets, pidió a su vez más diálogo, implicación y cooperación para alcanzar ese objetivo: “la fuerte implicación de la sociedad civil permite que las decisiones gubernamentales sean viables a largo plazo”, aseguró.

El secretario general de la UpM, Fathallah Sijilmassi, se mostró satisfecho con las iniciativas establecidas en el encuentro: "salimos de esta jornada reforzados, movilizados", dijo. Por su parte, el director de Operaciones Financieras de la UpM, Kevin Bortz, hizo balance de las conclusiones a las que se ha llegado en estas jornadas. Entre ellas, destacó la resolución de los Estados para fomentar una participación igualitaria de los jóvenes en la vida política, y la iniciativa de equiparar la educación con las necesidades del mercado laboral a través de una formación profesional eficaz.

En la actualidad, aproximadamente el 60% de la población del sur del Mediterráneo es menor de treinta años y cerca de 2,8 millones de jóvenes acceden al mercado de trabajo cada año.

Los participantes también expresaron la intención de crear alianzas innovadoras multisectoriales -público, privado y sociedad civil- para el desarrollo sostenible, además de crear un diálogo más intenso, siguiendo prácticamente todos los Objetivos del Milenio de Naciones Unidas para 2030.

La UpM es una iniciativa impulsada en 2008 a partir de la Conferencia Euromediterránea de Barcelona celebrada en 1995. Actualmente agrupa a 43 países y está implicada en 47 proyectos con impacto en la región.

Las próximas ediciones del Foro Regional de la Unión por el Mediterráneo se celebrarán en Malta (abril), dedicada al agua, y en El Cairo (mayo), que se centrará en el desarrollo urbano sostenible.