Adiestramiento español frente al yihadismo en Irak

  • Somos

Adiestramiento español frente al yihadismo en Irak

Los 307 militares españoles han formado a más de 5.000 efectivos iraquíes. Estado Mayor de la Defensa.
Los 307 militares españoles han formado a más de 5.000 efectivos iraquíes. Estado Mayor de la Defensa.

El Ejército iraquí sigue su avance imparable ante los terroristas del Estado Islámico. Y es que ya se encuentran a las puertas de Mosul, la tercera ciudad más grande del país y bastión del Daesh. Una batalla que sería imposible sin el apoyo de la coalición internacional contra el yihadismo. Y es aquí donde entran en valor los soldados españoles. Un total de 307 militares desplegados en Irak que durante los casi dos años que llevan de mandato han adiestrado a más de 5.000 efectivos iraquíes de dos brigadas ligeras y dos brigadas acorazadas.

La coalición internacional contra el grupo terrorista Daesh surgió en la cumbre de la OTAN celebrada en Gales en septiembre de 2014. Se encuentra amparada por dos resoluciones del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas y tiene el respaldo expreso de la Unión Europea. Así, la participación de las Fuerzas Armadas españolas fue autorizada por el Pleno del Congreso de los Diputados el 22 de octubre de 2014 con el 90% de los votos emitidos en la cámara.

Cuatro meses más tarde ya habían finalizado las maniobras de despliegue de los soldados trasladados a la zona. Una operación que concluyó oficialmente con el izado de la bandera española en la Base Gran Capitán de Besmayah, situada a unos 60 kilómetros al sur de Bagdad. Aunque también mantienen destacamentos en el aeropuerto de Bagdad y en Taji, una localidad situada a las afueras de la capital iraquí.

Adiestramiento en derechos humanos y legislación

De esta manera, el Ejército español ha apuntalado el adiestramiento de la milicia iraquí con la instrucción de las Brigadas 72 y 92 de la 6º División y las Brigadas Acorazadas 35 y 37 de la 9ª División del Ejército de Tierra. Efectivos que han sido elegidos para liderar el ataque a Mosul, ya que han resultado ser indispensables para neutralizar los vehículos-suicida del Estado Islámico.

El contingente español en Irak se completa con 60 miembros de operaciones especiales que imparten cursos a las unidades del Centro Contraterrorista y a la División de Respuesta de Emergencia de la Policía Federal, las fuerzas especiales que combaten al terrorismo yihadista. Esta actividad ha venido desempeñada por el Grupo de Operaciones Especiales (GOE) Legionario Maderal Oleaga XIX, y en la actualidad por el GOE Granada II.

El equipo de zapadores del Ejército español también ha transmitido a su homólogo iraquí las instrucciones necesarias para detectar y desactivar artefactos explosivos improvisados y enfrentarse a situaciones de guerra química.

Otro aspecto fundamental en la formación de los nuevos militares iraquíes es la inculcación en su adiestramiento de una serie de conocimientos sobre derechos humanos y legislación internacional, ya que ante la crudeza de las acciones del Estado Islámico se ha decidido reforzar la enseñanza de valores fundamentales que erradiquen posibles actos inhumanos durante las operaciones militares.

Por todo ello, la instrucción del destacamento español está resultando clave para derrotar al terrorismo yihadista en Oriente Medio. Tanto es así que la coalición internacional ha requerido a España el envío de 30 guardias civiles con el fin de preparar a las fuerzas iraquíes en labores policiales, servicio que se espera que el Gobierno apruebe próximamente.

Videos

Ejercicio Fin adiestramiento Brigada 72 iraquí

Ejercicio Fin adiestramiento Brigada 72 iraquí