Un doctor español revoluciona la cirugía torácica

  • Somos

Un doctor español revoluciona la cirugía torácica

Imagen de la intervención de un paciente con cancer de pulmón, utilizando la innovadora técnica de cirugía de cáncer de pulmón mínimamente invasiva. EFE (EFE)
Imagen de la intervención de un paciente con cancer de pulmón, utilizando la innovadora técnica de cirugía de cáncer de pulmón mínimamente invasiva. EFE (EFE)

Hace diez años, practicar una operación de tórax para extirpar un tumor de pulmón mediante una única incisión parecía una quimera. Sin embargo, gracias al trabajo de un cirujano español, esta técnica es ya una realidad y se realiza en los hospitales del todo el mundo.

El doctor Diego González Rivas, que impulsó en 2010 la Unidad de Cirugía Torácica Mínimamente Invasiva (UCTMI)  del Hospital Universitario de A Coruña (CHUAC), es la persona que está detrás de este adelanto que ha permitido en los últimos cinco años dar un gran paso en el campo en esta especialidad y, en concreto, a su aplicación en las operaciones de tumores de pulmón.

La técnica pionera de González Rivas, que ya fue reconocido en 2015 entre los diez mejores especialistas de España en los Top Doctors Awards, además de ser el miembro más joven de la Asociación Americana de Cirugía Torácica, permite  a los doctores dar de alta al paciente a las 24 o 48 horas de la operación.

Esta técnica, bautizada con el nombre de Uniportal VATS, consiste en la realización de una cirugía toracoscópica asistida por vídeo (CTAV, o VATS) para las resecciones pulmonares mayores (lobectomías) mediante una sola incisión -generalmente en el quinto espacio intercostal- por la que se introduce tanto el instrumental quirúrgico como la sonda óptica.

El especialista español, que también dirige un programa de entrenamiento de cirugía en el Shanghai Pulmonary Hospital, viaja por los hospitales de todo el mundo practicando y enseñando su descubrimiento quirúrgico. Sólo en 2015, realizó más de ochocientas cirugías.

Esta técnica se estrenó, a mediados de 2010, en el Hospital de A Coruña y, actualmente, se practica en más de 30 países de forma rutinaria.