Economía competitiva

Las infraestructuras, las telecomunicaciones, el sector ferroviario, el textil y el turismo son algunos ejemplos de actividades en las que España y sus empresas  ejercen un papel de líder. Sus empresas compiten a nivel internacional con las más productivas e innovadoras del mundo. Este hecho avala la competitividad de la economía española, cuarta de la zona euro y decimotercera del mundo en términos de Producto Interior Bruto.

España ha realizado en las últimas décadas un importante esfuerzo inversor en investigación, desarrollo e innovación

España ha realizado en las últimas décadas un importante esfuerzo inversor en investigación, desarrollo e innovación (I+D+i).

Las empresas españolas a la conquista de Asia

En las últimas tres décadas Asia se ha convertido en una gran oportunidad económica para el empresariado español, que ha logrado en los últimos años importantes adjudicaciones y la firma de valiosos contratos con compañías y gobiernos asiáticos.

Maqueta a tamaño real del tren de alta velocidad. Imagen: EFE/ CAF

Su privilegiada posición geográfica, el idioma y su enorme mercado interior convierten a España en un lugar ideal para invertir y exportar.

El número de empresas exportadoras y sus ventas e inversiones exteriores crecen cada año.

Presencia internacional de los productos españoles

Las multinacionales españolas exhiben una internacionalización cada vez mayor.